morrocoy Chelonoidis carbonaria

El morrocoy (Chelonoidis carbonaria) es una tortuga terrestre que habita en el continente americano. Es muy común como mascota pero en estado salvaje cada vez está más amenazada.

Nombre científico: Chelonoidis carbonaria.

Nombre común: Tortuga morrocoy, tortuga de patas rojas, morrocoy sabanera, morrocoyo, tortuga carbonaria, tortuga morrocoya, carumbe o karumbe, wayapopi, jabuti. Inglés: red-footed tortoise.

Distribución y hábitat ¿ Dónde vive el morrocoy (Chelonoidis carbonaria) ?

El morrocoy sabanero se distribuye desde Centroamérica y dirección al sur se extiende por Sudamérica. Está presente en Panamá, Colombia, Venezuela, las Guayanas y bordeando la costa atlántica llega hasta Brasil. También se distribuye por zonas de Paraguay, Bolivia y el norte de Argentina. Fuera del continente está presente en algunas islas de las Antillas Menores, la presencia en estas islas puede que tenga su origen en los humanos. Siglos atrás era muy común como alimento y los humanos llevaron ejemplares a muchas islas. Se encuentran en las Antillas Neerlandesas, Puerto Rico, Trinidad, Tobago, Granada, Barbados, San Vicente, las Granadinas, Dominica, Santa Lucía, Martinica, Guadalupe, las Islas de Sotavento y las Islas Vírgenes. Las zonas continentales no están conectadas entre sí y forma 3 o 4 grandes zonas de distribución separadas.

distribución tortuga patas rojas morrocoy Chelonoidis carbonaria

El morrocoy sabanero está adaptado a diferentes hábitats, desde selvas húmedas a sabanas y bosques. Prefiere vivir en las zonas de transición entre bosques y sábanas, en claros de bosques o siguiendo las vías fluviales. Actualmente también se ha adaptado a las zonas de cultivo y pastizales destinados a la ganadería. Principalmente le gusta las zonas abiertas y soleadas donde predomina la hierba.

Clima

La tortuga morrocoy vive en hábitats con la temperatura bastante estable, sobre los 30ºC. La temperatura raramente baja de los 20ºC y no suele superar los 35ºC. El clima suele ser húmedo y muy lluvioso aunque tolera épocas de sequías puntuales. Debido a las características del clima estas especies de quelonios no suelen realizar hibernación.

Características ¿Cómo es el morrocoy sabanero?

El caparazón es de color negro o marrón oscuro y el centro de los escudos contiene manchas amarillas. Los anillos de crecimiento son muy visibles pero se van desgastando con el paso de los años. Al igual que todas las especies del género Chelonoidis no poseen escudo nucal (es el escudo central situado sobre el cuello).

El plastrón es mayoritariamente amarillo, pero las tonalidades varían según las zonas donde vive.

La cabeza es casi cuadrada con la parte superior plana. Los ojos son grandes en proporción a su cabeza y tienen el iris negro. La boca no tiene dientes, algo común entre todas las tortugas, pero si poseen un pico muy afilado formado por surcos. La boca está especializada para cortar las hierbas y frutas, pero no puede desgarrar el alimento. En la parte posterior del ojo y la boca se puede observar un escudo de color negro y casi circular, es su tímpano.

Las 4 extremidades son grandes y cilíndricas, de forma elefantina, y no se diferencian los dedos. En cambio si se observan las uñas y grandes escamas protuberantes. Su cola es musculosa.

En cuanto a la coloración, en la cabeza y en las patas tiene manchas de color amarillo, naranja y en algunos casos de color rojo intenso.

Los ejemplares más jóvenes tienen colores mas vivos y los escudos marginales de las extremidades posteriores están aserrados. Seguramente tienen una función de camuflaje con las hojas que caen al suelo. A medida que los escudos se hacen grandes van formando anillos negros y la parte central va adquiriendo un color pálido amarillento.

¿ Cuánto crece la tortuga de patas rojas?

El tamaño de los ejemplares adultos varía bastante dependiendo de la región y zona donde viven. La mayoría miden entre 30 y 35 cm, pero es habitual observar ejemplares de 45 cm o más. De hecho se han observado ejemplares de gran tamaño llegando en casos extremos a los 60 cm. Todavía no se sabe con exactitud a que se debe esta variación tan grande, aunque posiblemente sea a factores genéticos o derivados de la alimentación.

tortuga morrocoy bebe morrocoyo de patas rojas
Ejemplar joven de morrocoy sabanero

Diformismo sexual. ¿ Cómo saber si un morrocoyo es macho o hembra?

Cómo en la mayoría de especies de tortugas, en edad juvenil es casi imposible la diferenciación de sexos. En la época adulta hay pequeñas diferencias que nos ayudarán a identificar los machos de las hembras:

  • El macho tiene el plastrón cóncavo en la parte posterior, esta característica está asociada a la cópula. Al tener el plastrón cóncavo se puede subir al caparazón de la hembra con mayor facilidad.
  • La cola del macho es más grande y larga.
  • Los machos pueden ser ligeramente más coloridos.
  • Los machos son más grandes a la misma edad que las hembras, pero esta diferencia es difícil de apreciar por la dificultad de saber la edad exacta de los ejemplares.

Comportamiento y ecología de la morrocoy sabanera

El clima donde vive el morrocoyo varía muy poco en todo el año y por lo tanto la tortuga no necesita hibernar. Las tortugas tienen disponibilidad de alimentos durante todo el año. Por otro lado en las zonas más cálidas son activas por la mañana y en la noche.

Son animales activo durante el día, pero reducen su actividad después de comer. Después de una comida abundante pueden pasar de 5 a 10 días sin actividad. Se han observado ejemplares con reposos de más de un mes. En estos casos buscan refugio entre la hojarasca o árboles caídos.

Es muy común que la tortuga de patas rojas busque lugares donde esconderse. Se ha observado su presencia en madrigueras de armadillo y agutí, en troncos caídos… En las madrigueras pueden pasar largos períodos de tiempo. Además los refugios que buscan les permiten estar termorregulados y a salvo de depredadores.

Si los refugios tienen capacidad pueden convivir muchos ejemplares. En estos refugios comunales las tortugas carbonarias no muestran signos de agresividad ni de territorialidad. Además en las madrigueras dejan rastros de olor para volver en otras ocasiones. Estos rastros sirven de señuelo para que otras tortugas lo sigan. En los alrededores se pueden advertir caminos que se dirigen a los escondites lo que demuestra que las madrigueras son utilizadas de manera habitual. Estos comportamiento sociales son muy raros en las tortugas.

Por otro lado tampoco son agresivas a la hora de alimentarse y se las observa juntas. Incluso pueden observarse varios ejemplares caminando en fila de un lado a otro. Los ejemplares más jóvenes van detrás de los mayores. Por lo general este comportamiento es entre machos aunque también se ven hembras.

Depredadores

Por una parte hay varios animales que se alimentan de los huevos y excavan los nidos para obtenerlos. Lagartos tupinambis, ratas, mangostas o coatís son algunos de los depredadores de huevos.

Los ejemplares más jóvenes, con el caparazón más débil y pequeño forman parte de la dieta de muchas especies. Son depredados, entre otros por: serpientes, cocodrilos, halcones, gatos, pecaríes, zorros o perros salvajes.

En los ejemplares adultos los depredadores son muchos menos. A excepción de los humanos, el principal animal que tiene las tortugas de patas rojas como alimento es el jaguar. Los jaguares para intentar llegar a las partes blandas de las tortugas utilizan sus garras y dientes para separar el caparazón. De hecho se pueden observar muchos ejemplares con marcas en el caparazón que han sobrevivido al ataque de un jaguar.

¿Cuánto vive la tortuga de patas rojas o morrocoy?

Como muchos sabréis las tortugas son animales que viven muchos años. Nos encontramos con una especie de tortuga que en cautividad llega a los 50 años fácilmente si está muy bien cuidada. En estado salvaje su esperanza de vida es menor.

¿ Cómo saber la edad de una tortuga morrocoy?

Saber la edad de muchos animales no es fácil a simple vista. Pero en las tortugas de tierra lo podemos saber observando su caparazón. Los escudos del caparazón de las tortugas de tierra va creando círculos de crecimiento. En las épocas de poco alimento y más frías los círculos son muy estrechos. En cambio en las épocas de mejor clima y con más alimentos los círculos de crecimiento son más anchos. Por lo tanto si contamos todos los círculos y lo dividimos entre 2 tendremos su edad estimada. A medida que las tortugas se hacen mayores los círculos se van desdibujando y podemos confundir su edad.

Alimentación ¿ Qué comen las tortugas morrocoy ?

En la naturaleza son animales omnívoros y oportunistas. Los alimentos de origen vegetal son entre otros: plantas, cactus, higos, frutos, hongos, hierbas, flores… pero si se presenta la oportunidad se alimentan de caracoles, hormigas, termitas, gusanos, insectos, otros tipos de invertebrados y carroña. Ocasionalmente pueden comer excrementos de animales.

La dieta está formada entre un 90-95 % de alimentos de origen vegetal y el resto de origen animal. La proporción puede variar dependiendo de la estación del año y de la disponibilidad de alimento.

En el caso que haya alimento en abundancia, buscará aquellos que sean ricos en calcio. Y además, para completar la falta de minerales, pueden comer grava o tierra.

Los morrocoyos juegan un papel muy importante en la dispersión de semillas. Su aparato digestivo no asimila las semillas y son esparcidas junto con los excrementos.

Reproducción y apareamiento de la tortuga carbonaria

Generalmente la reproducción se produce en la estación húmeda, de abril a mayo. El cortejo se inicia cuando los machos empiezan a emitir ruidos y señales de olor para atraer la presencia de las hembras. Es una especie polígama, tanto machos como hembras se aparean con varios ejemplares y normalmente no coinciden en años sucesivos.

Cuando dos tortugas se encuentran a un metro de distancia realizan una serie de movimientos y comportamientos para identificar al otro ejemplar. El primer paso es saber si son de la misma especie y para ellos observan los colores amarillos, naranjas y rojos de patas y cabeza. Si son dos tortugas de patas rojas, el ejemplar más grande empezará a mover la cabeza rápidamente de un lado a otro durante varios segundos. Normalmente si son dos machos, uno de los dos abandonará la zona. En algunos casos esto no sucede y los machos pueden combatir entre ellos chocando con los caparazones. Finalmente el perdedor abandonará la zona.

Si la hembra es la que acude al cortejo, el macho la perseguirá hasta que se muestre receptiva. Para facilitar el apareamiento la hembra extiende las extremidades posteriores y levanta el plastrón. En el momento de la cópula el macho se sitúa sobre el caparazón de la hembra y la aguanta con las uñas. El macho realiza un gemido muy curioso durante el apareamiento, similar al cacareo de las gallinas.

tortuga morrocoy morrocoyo copulando
Dos tortugas morrocoy copulando

De 5 a 6 semanas después del apareamiento la hembra está preparada para poner los huevos. La hembra cava con las patas traseras un nido en el suelo de hasta 20 cm. Si el terreno es muy duro puede llegar a orinar para facilitar la excavación de la cámara. Es común abandonar los nidos si el terreno es muy duro y compacto. Las hembras jóvenes e inexpertas realizan nidos parciales, con poco profundidad y a medida que van adquiriendo experiencia, el nido queda mejor construido y mimetizado.

Para la puesta, la hembra acerca la cloaca hacia la zona más profunda del nido y empieza a depositar los huevos de uno en uno. Una vez acabada la puesta tapa el nido con tierra y lo compacta con el vientre. Después de la puesta es común que las hembras se tomen un período de descanso. El morrocoy no pone los huevos en superfície ni escondidos entre hojas o ramas.

¿A qué edad se reproducen las morrocoy?

Como sucede en muchas tortugas la madurez sexual viene determinada más por su tamaño que por su edad. Las tortugas morrocoys empiezan a reproducirse cuando los ejemplares miden de 20 a 25 cm, lo que suele ocurrir a partir de los 5 años.

¿Cuántos huevos pone la tortuga de patas rojas?

Cada nidada está compuesta de 2 a 7 huevos. Los huevos de los morrocoyos son casi esféricos, miden 5 x 4,2 cm y pesan 50 g. El período de incubación varía de 100 a 200 días, siendo los más habitual 150 días más o menos.

huevos de morrocoy
Huevos de morrocoy

Las crías para romper el cascarón del huevo utilizan un diente que se les cae a las pocas horas de vida. Los recién nacidos permanecen varios días dentro del nido antes de salir al exterior.

Imágenes morrocoy bebe

imagenes morrocoy bebe chelonoidis carbonaria
Morrocoy recién nacida

Población y Estado de Conservación. ¿Por qué la tortuga morrocoy está en peligro de extinción?

La tortuga de patas rojas está incluida en el Apéndice II del CITES , su comercio internacional está regulado y restringido.  La especie no ha sido catalogada en la lista roja de la UICN, pero estudios locales y nacionales la sitúan como en peligro de extinción en estado salvaje. Es una tortuga muy común como mascota y su número en cautividad es numeroso.

morrocoy en peligro de extincion lista roja

Principales amenazas

  • Recolección ilegal para el comercio de mascotas.
  • Destrucción del hábitat con la quema y tala de bosques para destinarlos a la agricultura.
  • En muchos pueblos los recolectan como alimentos. En algunos países y sobretodo en Semana Santa se consume tortuga entre otros animales. El pastel o cuajao de morrocoy en muy típico en Venezuela y Colombia en Semana Santa.

Cautividad. Cuidados esenciales de la tortuga morrocoy

Antes de comprar un animal de compañía hay que tener en cuenta que seremos responsables durante toda su vida. Los animales necesitan unos cuidados adecuados y constantes. Las tortugas de patas rojas viven muchos años y necesitan un espacio amplio para vivir en buenas condiciones.

Los morrocoyes son animales muy solicitados como mascotas. Cada vez hay más criadores para abastecer el mercado de mascotas. Antes de adquirir un ejemplar nos debemos asegurar que el ejemplar proviene de la cria en cautividad.

Hay que evitar que convivan con perros, aunque sean dóciles, porque acaban atacando o mordiendo a las tortugas.

Es muy importante tener en cuenta que las tortugas pueden transportar la Salmonella. Después de manipularlas hay que lavarse bien las manos. Hay que tener especial cuidado con los niños que se llevan las manos a la boca con mucha facilidad.

Tipo de terrario

Siempre que sea posible y el clima lo permita hay que intentar tener a nuestras tortugas en el exterior. Los terrarios exteriores deben de ser amplios para permitir a las tortugas caminar libremente. Las paredes exteriores tienen que ser altas, seguras y no escalables. A ser posible las paredes no deben de ser transparentes porque provocará que la tortuga quiera escapar. Se recomienda como mínimo 40 cm de alto y unos 20 cm bajo tierra, ya que son grandes excavadoras.

En el exterior hay que proporcionar una zona de sombra y un refugio para guarecerse por la noche y en las horas más frías. También pondremos un recipiente bajo con agua para que puedan beber y refrescarse

El rango de temperaturas para mantenerla en el exterior puede oscilar entre los 27 y los 30ºC, bajando un par de grados por la noche.

Si no es posible tenerlas al aire libre durante todo el año hay que tener un espacio de interior habilitado. Los terrarios de interior tienen que ser espaciosos y con el suelo impermeable. El sustrato puede ser de diferentes combinaciones de: madera dura, tierra, arena, fibra de coco… Hay que poner un recipiente de agua para que puedan beber

En el interior hay que proporcionarle luz con una o varias lámparas UV, recordad que estamos hablando de animales de sangre fría. Necesitarán la luz para calentarse pero también para poder metabolizar el calcio correctamente.

Alimentación Morrocoy ( Chelonoidis carbonaria ) ¿Qué comen?

La dieta debe de ser lo más variada posible. Hay que evitar las dietas pobres basadas solamente en lechuga y tomate. La base principal seran las plantas y vegetales con alto contenido en calcio y fibra. Hay que evitar alimentos ricos en grasas y azúcares. La comida de tortuga comercial se puede utilizar de complemento.

Dentro del grupo de plantas de hoja verde podemos alimentarla con: col rizada, diente de león, nabo, hojas de uva, col, diferentes variedades de lechuga, endibia, perejil, repollo…

Entre las frutas y verduras podemos ofrecer: manzana, pera, hijos, palas de cactus, uvas, papaya, mango, champiñones, zanahoria, ciruelas, calabaza, piña, melón, pepino, guisantes, maiz…

La carne tiene que ser una parte muy pequeña de la dieta, una porción cada dos semanas. Le podemos ofrecer: caracoles, babosas, lombrices de tierra, carene de pollo o ternera, huevo…

Hay que añadir calcio como complemento en los alimentos. Hay que mirar la dosificación según el producto y peso de la tortuga. Normalmente viene explicada en los productos comerciales que podemos adquirir. Algunos cuidadores también aconsejan complementar la dieta con vitamina D3.

alimentacion morrocoyo comiendo chelonoidis carbonaria
Alimentacion, tortuga de patas rojas comiendo en cautividad

Reproducción

Las tortugas de patas rojas en cautividad se aparean durante todo el año, pero la puesta de los huevos es entre junio y septiembre.

Los huevos se pueden incubar sin problemas. La temperatura determinará el sexo al igual que ocurre en el resto de especies de tortugas. Por encima de 31ºC la mayoría de ejemplares serán hembras, por debajo de 28ºC serán machos. Entre temperaturas intermedias de 28 – 31ºC la proporción entre machos y hembras es variable. El tiempo de incubación varía de 117 a 158 días

Compra – Venta – Precio

Siempre hay que adquirir los ejemplares de criadores de tortuga en cautividad. La tortuga de patas rojas está en peligro de extinción y no debemos extraer ejemplares de la naturaleza. La mejor es acudir a una tienda especializada a que os asesoren. Su comercio internacional está regulado, es una especie catalogada en el anexo II de CITES.

EL rango de precios es muy variable, depende de la edad y tamaño de los ejemplares. En España por menos de 150 € con toda su documentación en regla es difícil de encontrarlas.

Curiosidades, dudas y preguntas.

Si tienes alguna duda o pregunta déjala en los comentarios. Intentaremos resolverla lo antes posible.

¿La tortuga morrocoy es venenosa? ¿Muerden?

No, es un animal muy pacífico y en caso de mordedura, muy ocasional, no es venenosa. La único que tenemos que tener en cuenta es lavarnos las manos después de manipularla, ya que puede contagiarnos con la Salmonella.

¿La tortuga morrocoy tiene oídos?

Vamos por partes. Primero comentar que no poseen oídos externos o orejas, que sobresalgan en la cabeza. Pero por otro lado si que poseen oído interno. Por lo tanto tiene el sentido del oído perfectamente desarrollado. En las morrocoys es muy visible la escama que protege el tímpano. De hecho una característica de las tortugas de tierra y por lo tanto también de las tortugas de patas rojas es su capacidad de escuchar las vibraciones. Las vibraciones del suelo, de terremotos o las que producen sus posibles depredadores, se trasmiten por el suelo llegando a su tímpano a través de de las patas y el caparazón.

Tortuga morrocoy albina

Pues como en otro tipo de especies de animales las tortugas morrocoys también presentan albinismo.

Ejemplar albino de morrocoy

Más artículos de reptiles

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *